Los habitantes de la capital vallecaucana parecen haber cambiado de mentalidad a comparación de años anteriores, dejando claro su molestia con este tipo de prácticas.

Con la llegada de la Feria de Cali a la capital del Valle del Cauca, se sabe que también llega la fiesta taurina, una tradición de esa parte del país desde hace varias décadas. Sin embargo, la primera tarde de toros en la Plaza Cañaveralejo de este martes, y que se realizó de manera privada en el marco de esa fiesta, fue calificada en redes sociales como un fracaso porque fue muy poca gente a comparación con años anteriores.

Teniendo como referencia ediciones pasadas de la Feria de Cali y de eventos de tauromaquia que habían convocado muchísima gente en su momento, el evento de este 2022 dejó ver un gran vacío en las graderías de la plaza, algo que alegra a muchas personas que están en contra de ese tipo de eventos.

Sumado a esto, se pudo ver a las afueras de la plaza durante este martes el acompañamiento por más de una hora de un cordón humanitario en protesta por las corridas y exhibiciones con toros, algo que suele suceder desde hace años debido a las protestas de animalistas en contra.

Mientras a las afueras del recinto se gritaban arengas en contra del evento y de sus asistentes, adentro la plaza estuvo bastante lejos de poder llenarse, a pesar de que parte de la boletería si se vendió, razón por la que algunas personas explicaron que la falta de asistencia pudo ser por temor a las protestas, haciendo que la gente hubiese preferido evitar el malestar.

No obstante, aunque hubo sorpresa en la plaza por la poca asistencia de público, la jornada se cumplió, teniendo la presencia de los tres toreros de a pie que salieron a hombros “tras extraordinarios triunfos” según la reseña de algunos asistentes.

https://twitter.com/tubarconews/status/1607840175664820224?s=20&t=ZAmsCL5Kc9JNCw0IajtqjQ

Categories: Nación