La Fiscalía General de la Nación acusó formalmente al precandidato presidencial Sergio Fajardo ante la Corte Suprema de Justicia por los delitos de peculado por apropiación y contrato sin cumplimiento de requisitos. Según la investigación realizada, todo parece apuntar que Fajardo cometió presuntas irregularidades en un contrato en el año 2013 cuando se desempeñaba como gobernador de Antioquia.

En ese contrato, se buscaba otorgar un empréstito por 98 millones de dólares, un préstamo entre Corpabanca y la Gobernación de Antioquia y el hecho se confirmó durante la audiencia de acusación que se llevo a cabo este lunes ante la Sala Especial de Primera Instancia de la Corte Suprema.

El contrato que generó esta situación, se firmó en el mes  de diciembre del año 2013 con Corpabanca  y el Instituto para el Desarrollo de Antioquia, el millonario préstamo estaba destinado para el pago de unas deudas a cargo del contratante. Pero según la Fiscalía, aseguró que esto terminó en un detrimento fiscal porque en el momento del desembolso, el dólar costaba 1.926 pesos pero en el 2015 ya superaba los 3.100 pesos.

Ante esto, el  precandidato presidencial dijo que “adivinar la volatilidad del precio del dólar es imposible y en el 2013, cuando firmé el contrato por el que me están acusando , cumplí con todos los requisitos de ley. Espero que el fiscal no modifique de nuevo los argumentos que dio y que la Corte Suprema le ordene hacer entrega del material probatorio que dice tener en mi contra”, dijo Fajardo.

Además de la acusación formal en contra de Fajardo, este proceso presentó dos novedades más, en las que solicita que la Contraloría y la Gobernación de Antioquia sean acreditadas como víctimas en el proceso que ahora se adelanta en contra del precandidato de la Coalición Centro Esperanza.

Fuente El Tiempo.

Categories: Judicial