La W Radio estuvo en la Isla de San Andrés y Providencia haciéndole seguimiento a la devastadora situación en la que siguen viviendo los habitantes de esta isla, pues ya ha transcurrido un año del huracán Iota y la promesa de reconstrucción de San Andrés y Providencia se quedó solo en palabras.

La periodista María Camila Díaz estuvo haciendo presencia en este lugar y tomando evidencias de las precarias situaciones que viven cientos de familias en este lugar. Estuvo en el sector de Pueblo Viejo que sin duda este ha sido uno de los más afectado de la isla de Providencia en donde varias familias no han podido habitar las carpas provisionales que dio el Gobierno.

La periodista grabó el caso específico de una mujer con sus tres hijos quienes tuvieron que hacer una “casa” con plásticos y con latas y quien ha tenido que vivir emergencias de salud con sus hijos los cuales no han podido ser atendidos como se debe porque aún no está reconstruido el hospital de primer nivel de la isla.

Esto demuestra que las personas que se enferman allí son atendidas en carpas en donde cuentan con camillas y algunas maquinarias de urgencias pero muchos de ellos deben ser trasladados en helicópteros o aviones de las Fuerzas Públicas porque no cuentan con los equipos suficientes ni necesarios para atender a los pacientes.

La periodista Díaz visitó el “hospital” que fue adecuado desde hace un año en la zona de Casa Baja, Díaz estuvo hablando con uno de los doctores que trabaja allí y contó que a la isla el gobierno la tenía en el completo olvido y recalcó que los habitantes de esta isla so muy “pasivos” haciendo referencia a que no se ha hecho ni una marcha para exigirle al gobierno lo que prometieron.

“Hombre nos tienen en el olvido porque el biotipo de los sanadresanos es pasivo, o sea no se ha hecho ni una marcha aquí para que nos hagan un hospital, en otra parte de Colombia ya hubieran respondido pero aquí seguimos dándole amor y salud a los providéncianos (…)”, manifestó el doctor.

La periodista indicó  que hay un contrato por 8 mil millones de pesos para llevar a cabo la construcción de este hospital  pero “no han puesto ni una sola piedra” y las instalaciones siguen siendo provisionales. “El presidente había prometido dejarlo como un hospital de segundo nivel pero no dijo exactamente cuándo”, denunció  una habitante.

Fuente W Radio.

Categories: ÚLTIMAS NOTICIAS